(2014-02-12) Perote, Parot y otros


En estos días, me encuentro ordenando el archivo, tediosa tarea que realizo cuando se acaba el año y que, en ocasiones, saca a la luz alguna cosa curiosa u olvidada.

Continuando con la Doctrina Parot, entre los recortes, notas y sentencias, “apareciome” un grupo de documentos del año 2002, en los que el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH), daba la razón al Coronel Juan Alberto Perote, por acciones realizadas cuando era Jefe de la Agrupación Operativa de Misiones Especiales (AOME) del CESID, segundo del General Alonso Manglano en los Servicios de Inteligencia. Dicho en pocas palabras, por haberle pillado cumpliendo unas ordenes que no debía haber obedecido, mientras que quien las dio, que no era del CESID, ni siquiera fue citado en el procedimiento.

El Coronel Perote recurrió al TEDH y éste le dio la razón en el año 2002 pero la Sala de lo Militar del Tribunal Supremo resolvió que las sentencias del TEDH no tenían efecto interno al no tratarse de un órgano supranacional, sino internacional. En otras palabras, que el máximo Tribunal en España era el Tribunal Supremo y que el TEDH sólo tenía competencias filosofales para los particulares y jurisdiccionales para dirimir asuntos entre Estados.

Aquella resolución negaba, de modo expreso y categórico, que una sentencia del TEDH tuviera efecto ejecutivo directo en el Derecho español y, por lo tanto, no podía anular ni modificar una sentencia y, mucho menos, una del Tribunal Supremo.

Si entramos en el fondo del asunto, podemos comprobar que no se trataba de una cuestión relativa a las penas. En este caso, se condenaba a España por violación del artículo 6.1 del Convenio, es decir, por no haber dado al Coronel Perote la oportunidad de un juicio equitativo, público, dentro de un plazo razonable y por un tribunal independiente e imparcial, previamente establecido por la ley.

Como vemos la condena era por una cuestión de mucha más enjundia jurídica que la doctrina Parot y mucho más fácilmente remediable, bastaba con repetir el juicio… Pero las sentencias del TEDH no tenían efecto ejecutivo en España, sólo tenían naturaleza declarativa.

Pero, para que comentar cuando se puede leer el original:

2002-12-09.- Auto del TS (penal)

Manuel de Cristobal.
ICAM 56250


- Dejar un mensaje al Webmaster sobre la página, realizar aportaciones, documentos, informar de enlaces rotos, etc -